EL AMONÍACO COMO REFRIGERANTE

VENTAJAS E INCONVENIENTES DEL AMONÍACO COMO REFRIGERANTE

1- EFICIENCIA ENERGÉTICA

El amoníaco (NH3) es uno de los refrigerantes más eficientes en la actualidad. Es mayor que la de cualquier HFC actual.

Para hacernos una idea es entre un 15 y un 20% más eficiente que un sistema homólogo de R404 de expansión directa.

2- MEDIOAMBIENTE

El Amoníaco es un refrigerante natural, siendo el más respetuoso con el medioambiente.

El GWP (Potencial de calentamiento global) y el ODP (Potencial de agotamiento de Ozono) tienen valor 0.

Cada vez más, los gobiernos están tomando medidas restrictivas con relación al uso de refrigerantes HFC, prohibiendo su fabricación y aumentando los impuestos relativos a su consumo. El amoníaco está exento de estas restricciones.

3- RENDIMIENTO TERMODINÁMICO

Por sus características tiene un mayor rendimiento de transferencia de calor con lo que se reduce el tamaño de los componentes y gracias a ese mejor comportamiento termodinámico es posible reducir los costes de funcionamiento.

Por regla general se logra el mismo enfriamiento con un menor consumo de energía y con menores superficies de intercambio.

4- PRECIOS

El coste del amoníaco es sensiblemente inferior al de los HFC y no está gravado con impuestos medioambientales lo que decanta la balanza en este apartado. Si, además, consideramos que las fugas son fácilmente localizables gracias a su olor característico y consecuentemente reparadas con más rapidez el coste de las recargas se reduce considerablemente.

Otro aspecto a considerar es la mayor vida útil de las plantas de amoníaco respecto a las plantas de HFC.

Otra consideración es que la inversión inicial suele ser mayor pero amortizable en menor tiempo.

5- SEGURIDAD

El amoníaco es tóxico y corrosivo y en determinadas concentraciones es inflamable. Es fundamental cuidar el diseño y la seguridad de las plantas frigoríficas.

En concentraciones mayores de 1000 ppm las dificultades para respirar aumentan y por encima de 2500 ppm es realmente peligroso para la vida humana.

Nuestra capacidad olfativa es capaz de detectar concentraciones de 5 ppm

6- FUTURO

No hay consideraciones que hagan pensar en una prohibición de su uso más que las relativas a la seguridad de las plantas y las personas. Cuestiones que el Reglamento tiene en consideración.

Resumiendo se puede afirmar que con la tecnología actual el amoníaco debería ser la primera opción para las instalaciones de más de 100 Kw, siempre anteponiendo los criterios de seguridad recomendados por la autoridad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s